viernes, 8 de junio de 2012

Viniendo del gris




"Hoy puse sobre el escritorio de Manuel cinco flores del jardín de Blanca Schnake, 
las últimas de la estación, 
que él no sabrá apreciar, pero a mí me han dado una tranquila felicidad.
Es natural extasiarse ante el color cuando uno viene del gris.
El año pasado fue un año gris para mí.
Este ramo mínimo es perfecto: un vaso de vidrio, cinco flores, un insecto, la luz de la ventana. Nada más. 
Con razón me cuesta recordar la oscuridad de antes." 
El cuaderno de Maya de Isabel Allende.


                                 




El año pasado fue verdaderamente gris para mí. Pasaron muchas cosas y dejé de ser yo. 
Cambié mucho. Dejé de leer, dejé de cantar y dejé de escribir. 
Dejé de sonreír, de pensar en positivo y de intentar a cada paso ser feliz. 
Pero, así como no cambié de esa forma de un día para otro, y fueron muchísimas las cosas que lamentablemente me llevaron por ese "camino", hace tiempo que estoy volviendo. 
Hace tiempo que volví a ser yo misma, que volví a mi misma. 
Hoy sí que puedo mirarme en el espejo y volver a reconocerme 
Por eso, dejando atrás ese año gris (lo cual sin duda también es un proceso), digo que este ramo mínimo es perfecto. Esta tranquila alegría, esta paz en minúscula..... 
"Es natural extasiarse del color cuando uno viene del gris" y vaya si vengo del gris! 

Por el momento, seguiré extasiandome...
debo hacerlo
quiero hacerlo
necesito hacerlo



2 comentarios:

Abuss. (: dijo...

Al fin volviste! Solía pasar seguido a ver tu blog hasta que lo colgaste (igual pasaba cada tanto y así fue como me enteré que estás de vuelta jaja). Suerte con esto y con todo! Saludos. :)

Flo :) dijo...

gracias!!!! :)

te espero cuando quieras arrojar tus botellas al mar :)